La marca TISSOT ha dado un paso adelante y en sus modelos automáticos de 3 agujas acaba de incluir la nueva colección PRS516, todos los relojes cuentan con una reserva de movimiento de más de 80 horas gracias a su esquema Powermatic 80.

Como cualquier bolido, el Tissot PRS516 se centra en los pequeños detalles, aquellos que nos acabarán dando la victoria. Destaca su volante en el fondo de la caja; un acabado lleno de adrenalina. Los componentes del reloj son a la vez sólidos y ricos, la novedad la forma el bisel de cerámica o de carbono con táquimetro o el cristal de zafiro irrayable curvado antirreflejos, que además de ser un ingrediente de elegancia ayuda a ensalzar todos los detalles.

Los toques extra de color en el brazalete y la esfera aportan una percepción de dinamismo que los aficionados a las carreras apreciarán.